SmartInvest

¿Estás buscando productos inmobiliarios de alta rentabilidad?

Toda estrategia de inversión se basa en tener la mayor cantidad posible de activos.

Sin embargo, dichos activos deben ser altamente rentables a corto, mediano o largo plazo.

Las propiedades de inversión generan renta y plusvalía a quienes las adquieren. Son un método de ahorro más efectivo que las cuentas bancarias. Esto debido a que, con el paso del tiempo, la rentabilidad de la propiedad tiende a aumentar sin obtener pérdidas debido a la inflación.

Ventajas de invertir en propiedades de inversión

Adquirir una propiedad de inversión le permite conseguir unos mayores rendimientos. Por ello es una excelente alternativa para incrementar nuestro capital.

Obtendrás beneficios de forma inmediata, ya que al invertir en una propiedad de inversión, podrás ver los resultados desde el primer mes del contrato de arrendamiento.

Además de la renta constante, las propiedades de inversión también representan un ahorro a largo plazo, ya que suelen ganar valor con el tiempo. Por ello, es una de las inversiones más seguras que existen.

Esta estrategia de ahorro no tiene grandes fluctuaciones en el mercado que acabe con el valor de tus propiedades, por lo que no perderás tu dinero. Sin embargo, aunque es cierto que esto puede pasar, no es algo común. Las veces en que el mercado inmobiliario ha visto caídas de precios se ha recuperado al poco tiempo.

Los bienes inmobiliarios pueden ser heredados. Esta ventaja es primordial, ya que muchas personas invierten en fondos o fideicomisos con el objetivo de dejar a sus hijos algún ingreso en caso de ausencia. Para este fin, la propiedad inmobiliaria es lo mejor.

Dejar en herencia un fondo no es una mala idea, pero hay que tener en cuenta las inestables fluctuaciones del mercado. Heredar una propiedad es mucho más conveniente. Es más estable y más seguro. Tus hijos y familiares tendrán algo más concreto en su poder. 

 

Algunos podrían pensar que es mejor tener un seguro de vida antes que una propiedad de inversión inmobiliaria. Pero, a pesar de que no queremos desestimar los seguros, debemos decir que las propiedades de inversión inmobiliaria son más seguras. ¿ Por qué?

Como se sabe, los seguros dependen de evaluaciones y aprobaciones motivadas a criterios subjetivos. Si alguna condición no se cumple, una aseguradora puede pagar menos de lo previsto, e incluso negarse a saldar una póliza. Con una propiedad de inversión, eso nunca ocurrirá. 

Tener una propiedad de inversión puede ser mucho más inteligente que tener una pensión. Esto es porque las pensiones, sobre todo las públicas, son cada vez más inestables y no ofrecen la garantía de ser pagada en su totalidad. Además, a menudo sufren constantes reducciones. 

El tener una renta constante genera dinero de manera fija. Pero, lo más importante es que compra tiempo. Una propiedad de inversión es el primer paso para salir de una rutina lacerante y es un excelente plan de retiro

Poco a poco puedes aligerar tus jornadas de trabajo, dejar de hacer horas extra y, eventualmente, jubilarte y vivir de las rentas de tus propiedades. 

Nuestra gran fortaleza es saber satisfacer a cada uno de nuestros clientes adaptándonos a sus necesidades

Si piensas realizar alguna inversión inmobiliaria existen múltiples alternativas. Sin embargo, puede que no todas sean ideales para ti.

Es por eso que debes tener en cuenta factores como tu presupuesto, expectativas y necesidades inmediatas.

Aquí te mostramos 5 opciones de inversión inmobiliaria.

Es la forma más clásica de invertir en el mercado inmobiliario, comprar lugares para vivir, ya sean casas o departamentos.

Una de las ventajas de este tipo de inversión es que la demanda, en una situación económica estable a nivel nacional, irá en aumento, ya que la población sigue creciendo.

Además, las propiedades residenciales suelen estar más protegidas contra riesgos cambiarios de monedas locales y el valor de la propiedad crecerá con el pasar de los años.

Ahora, la elección entre casa o departamento dependerá de lo que cada comprador busque según sus necesidades y expectativas. Por ejemplo, es distinto si quiere ocuparlo para vivir por un período con su familia a que si solamente pretende arrendar a extranjeros.

La adquisición de locales comerciales y oficinas es uno de los segmentos más dinámicos, por lo que puede dar buenas ganancias a corto plazo.

Genera mayor producción de flujo de efectivo en comparación con otras inversiones inmobiliarias.

Asimismo, tiene la posibilidad de tener más contratos de arrendamiento con ciertos tipos de propiedad comercial.

Los inversionistas de propiedades comerciales, además de contar con los recursos necesarios, también deben tener las estrategias apropiadas, por ejemplo, un buen networking, asesoría oportuna y una expectativa económica.

Este punto incluye todos aquellos espacios que son usados con fines comerciales.

Una de las cosas positivas que tiene esta inversión es que puede destinarse para varios usos, ya sea como almacén, como oficina, para producir bienes o servicios.

También puede segmentarse y arrendar los subespacios que se generen.

La construcción de centros comerciales no frena.

Cada vez hay más tiendas y marcas, lo que genera mayor demanda de estos espacios.

En esta alternativa inmobiliaria, hay que considerar variables como la distribución o ubicación. Esta última puede influir en el éxito del local, ya que muchas veces el nivel de ventas depende de la cantidad de gente que pase por ese sector.

Los fondos de inversión en bienes raíces son aquellas sociedades de inversión que tienen activos inmobiliarios y que obtienen ingresos principalmente de los arriendos de los mismos.

Es decir, ofrecen acciones en la bolsa, como otras empresa que cotizan en el mercado bursátil.

En este caso, los inversionistas aportan el monto necesario para comprar, desarrollar y administrar propiedades inmobiliarias. Sus utilidades se reparten como dividendos.

Una de las ventajas de esta modalidad es que el inversionista puede vender rápidamente las acciones (o cuotas) si necesita liquidez y la inversión en fondos de bienes raíces permite invertir en propiedades comerciales así como residenciales.

Para invertir hay que hacer un estudio profundo que incluya factores como el tamaño que tenga el fondo, un bajo nivel de deuda, la cantidad y calidad de los inversionistas.

Comparar listados

Comparar